¿Joven, estás realmente comprometido con el Señor? Encuentro de Jóvenes Sector 13

1444 0

El pasado 2 de abril de 2016 en la ciudad de Parral se convocó a los jóvenes del Sector 13 a dedicar un día al servicio del Señor, honrando a Dios a través de las alabanzas, predicaciones y aprender más de la palabra del Señor, bajo el slogan “COMPROMETIDOS”. A ésta convocatoria asistieron la totalidad de Iglesias del Sector junto a sus pastores, tales como Longaví, Sauzal, Curanipe, Chanco, Cauquenes, Empedrado, Papirúa, Constitución,  Vara Gruesa, Villa Alegre, Santa Olga y la iglesia anfitriona, Parral; dirigida por nuestro Pastor Presbítero y miembro del Tribunal Eclesiástico Luis Yévenes Vásquez junto a su distinguida esposa Mónica Candia.

Se da inicio a este evento con un devocional, en donde se ofrecen oportunidades a algunas delegaciones para entonar alabanzas al Señor. En esta ocasión el Mensaje de la Palabra fue entregado por el hermano Esteban Moya Villalobos, jefe de jóvenes de la Iglesia de Longaví. La Palabra se encontró en 2 de Samuel 9:7-8, en donde se recuerda el pasaje de la Biblia en que David ofreció misericordia a Mefi-Boset por la gran amistad que tuvo con Jonatán su padre. De esta manera “Dios nos ofrece esa misericordia y el perdón de nuestros pecados, y somos invitados a compartir la mesa del Rey, dejando atrás aquel pasado y aquel lugar de sequedad espiritual  que nos ha dañado y que ha limitado nuestra vida alejándonos de Dios.”

Posteriormente se da inicio al Estudio Bíblico denominado “Compromiso con Dios”, que es impartido por nuestro Pastor Gerson San Martín de la Iglesia de Mulchén Norte. La base para éste estudio se encuentra en el Evangelio de Lucas 9:57, presentando a los asistentes una prueba del discipulado de Dios que se denomina “Compromiso”. “Esto significa que se asume una responsabilidad para con Dios a través del cumplimiento de una promesa. De igual manera asumimos un compromiso espiritual con el Señor, nos sometemos a su palabra y dejamos que sea él quien actúe en nosotros, puesto que somos deudores de las promesas que le hacemos. Para esto debemos tener la fiel convicción de que cumpliremos lo que prometemos, puesto que si no la tenemos, difícilmente podremos comprometernos, dado que debemos honrar a Dios a través de esos compromisos. Para esto debemos tomar una decisión firme, olvidando lo que dejamos atrás, puesto que el Señor se encargará de sacarlo de nosotros”. Por último, se nos recuerda que: “los cobardes no alcanzarán las promesas de Dios; sólo los valientes lo harán. Joven, nos frustres los sueños y propósitos de Dios en tu vida…”

Luego de esto las delegaciones fueron dirigidas a los trabajos programados para éste evento, tales como Evangelismo Puerta a Puerta, Evangelismos Punto Fijo, Programa Radial, Campaña Evangelística y Evangelismo infantil, lo que fue de gran impacto para la comunidad parralina y de gran bendición para quienes pudieron participar de estas actividades.

Por último, la Gloria de Dios se derramó en el servicio de clausura a través de las alabanzas y el mensaje de la Palabra del Señor, que fue impartida por nuestro Pastor Vicepresidente de la misión, Pastor José Seguel de la iglesia de Collipulli. El mensaje fue leído en el libro de 2ª de Samuel 5:16, siendo de gran bendición para los jóvenes reunidos, puesto que a través de tres nombres de las hijas del rey David el Señor nos recuerda que: “Elisama: Dios nos escucha. Dios sabe cuáles son nuestras peticiones, nuestros sueños y qué le hemos pedido, él no se olvida de nosotros. Eliada: Dios nos conoce. Él conoce hasta lo más íntimo de nuestro ser, conoce nuestras debilidades, nuestros pecados y falencias. Sabe de nuestras carencias y cuál es nuestra necesidad inmediata. Por último, Elifelet: Dios nos liberta. De acuerdo a los nombres anteriores, Dios tiene la inamovible facultad de libertarnos de nuestros pecados y de aquello que nos estorba a la hora de honrar al Señor y querer hacer un compromiso firme y fiel con él, lavando nuestros pecados  y limpiando nuestro corazón, puesto que Jesús murió en la cruz por todos esos pecados…”

La bendición de Dios se vio manifestada en Parral, puesto que los jóvenes pudieron ver la gloria de nuestro Señor. La invitación es a hacer un verdadero compromiso y cumplirlo, puesto que Dios no olvida cuales han sido sus promesas y las cumplirá en nosotros de acuerdo a la  medida de nuestra fe.

Comunicaciones IMPCH