Search
Close this search box.

Consagración en localidad de Ponotro

Al sur de la Provincia de Arauco se ubica la localidad de Ponotro, perteneciente a la Comuna de Tirúa, y la congregación que administra nuestro Pastor Luis Figueroa, junto a su amada esposa Carmen Durán.

El día sábado 17 de abril, se dieron cita en dicho sector para realizar el Servicio de Consagración, por la reconstrucción del local que, a causa del paso de los años, se estaba viendo bastante deteriorado, hallándose frente a la necesidad de construir una nueva casa de oración para congregarse a alabar y bendecir el Nombre de Nuestro Dios. Fue así como este anhelado día llegó.

En esta actividad ceremonial se contó con la presencia de los pastores anfitriones, pastor superintendente Luis Castillo y esposa, además de algunas autoridades civiles de la comuna, como son el señor alcalde don Adolfo Millabur y esposa, acompañado de cuatro concejales.

Los hermanos, muy emocionados, dieron comienzo a esta ceremonia, en el frontis del nuevo templo, donde se pudo observar la asistencia de los hermanos de la Iglesia matriz, entonando fervorosamente la alabanza N° 407 “Sembradores adelante”. Posteriormente la lectura del ritual para estas ocasiones, para luego entonar la alabanza “Eran cien ovejas”. A continuación se efectuó el tradicional corte de cinta, donde los presentes pudieron ir ingresando al templo. Una vez en el interior se entona la alabanza N°235 “¿Cómo podre estar triste?”.

El Pastor Superintendente, en conjunto con el pastor anfitrión, dieron comienzo a la lectura del ritual para efectuar la consagración del templo y, luego, se procede a entonar el coro “Dios, está aquí” y se eleva una oración a Dios.

La Palabra de Nuestro Dios, estuvo a cargo del pastor Luis Castillo, quien da lectura en 2° de Crónicas Cap. 7 –  Vers. 1 al terminar. “La construcción no debe ser solo del templo material, sino que cada uno debe edificar un templo agradable para Dios. Preocuparse del ornato de este, que lleve los adornos del Espíritu para que así tenga aroma a Dios” Fueron las palabras textuales con las cuales Dios nos habló a cada uno de los presentes.

El pastor anfitrión hace historia, recordando que en el año 1978 comenzaron la obra en este lugar, y recuerda a la familia Pedreros Araya, quienes regalaron este sitio para el Señor. También se recordó a muchos hermanos antiguos que trabajaron y sirvieron al Señor en aquellos tiempos, donde se caminaba largas horas, sin comodidades y sin mirar las distancias ni las inclemencias del tiempo.

El Hno. Dionisio Cuevas, secretario y oficial diácono de la iglesia matriz, procede a dar lectura al Salmo 122. Se dio la oportunidad al alcalde de la comuna, quien agradeció la invitación expresando sus sinceras felicitaciones por el trabajo realizado. Se entona la última alabanza N° 85 “Firmes y adelante”

El pastor Luis Castillo, procede a rogar a Dios una bendición al trabajo realizado.

Compartir: