Servicio de Acción de Gracias de Dorcas por 53º Aniversario San Antonio

1410 0

El miércoles 19 de Julio las hermanas Dorcas de San Antonio celebraron el 53º Aniversario desde que se constituyó la Iglesia. En esta oportunidad, recibieron la visita especial de nuestra Diaconisa Alicia Reynero Fuentes junto a una delegación de la iglesia de Chillán y una Comisión de Pastoras del Sector 5.

De esta manera, se realizó un devocional en el cual nuestra amada Diaconisa impartió el tema denominado “El Desaliento” y como base bíblica dio lectura a 2a de Corintios 12:9-10 “Y me ha dicho: Bástate mi gracia; porque mi poder se perfecciona en la debilidad. Por tanto, de buena gana me gloriaré más bien en mis debilidades, para que repose sobre mí el poder de Cristo. Por lo cual, por amor a Cristo me gozo en las debilidades, en afrentas, en necesidades, en persecuciones, en angustias; porque cuando soy débil, entonces soy fuerte.”

Durante la tarde se realizó un servicio de adoración en el cual se agradeció a Dios el cumplir un año más como iglesia, siendo en el año 1964 cuando un grupo de hermanas Dorcas decide pedir a Dios en oración pastores para la iglesia y, para bendición de ellas, Dios responde su petición en Julio de 1964 asumiendo como pastor el entonces hermano Eleazar Seguel Cabezas y su esposa la pastora Raquel Córdova Montero. Es así como la oración se tornó herramienta fundamental para poder realizar diversas actividades dentro de la iglesia, llena de disciplina que con el tiempo persistió. Y así Dios fue confirmando esta linda labor de trabajo en crecimiento de la obra espiritual.

También se dan oportunidades para que las pastoras del Sector puedan saludar y alabar el nombre de nuestro Señor Jesucristo.

La lectura y exhortación de la palabra fue realizada por nuestra Diaconisa en el libro de 1a Samuel 16:10-11 “E hizo pasar Isaí siete hijos suyos delante de Samuel; pero Samuel dijo a Isaí: Jehová no ha elegido a éstos. Entonces dijo Samuel a Isaí: ¿Son éstos todos tus hijos? Y él respondió: Queda aún el menor, que apacienta las ovejas. Y dijo Samuel a Isaí: Envía por él, porque no nos sentaremos a la mesa hasta que él venga aquí.

“debemos sentirnos bendecidos de ser hijos de Dios”

Se glorifica a Dios por la gran bendición de la Iglesia de poder haber escuchado la palabra de Dios por labios de nuestra Diaconisa. La Iglesia feliz y agradecida recibe bendición de parte de Dios.

La honra y la gloria para Dios.

Yenifer Calane Novoa / Comunicaciones IMPCH