Personajes Bíblicos | Salomón

2159 0

Significado y Origen de su nombre: El nombre Salomón es un nombre propio masculino que viene del hebreo “Shlomó” que significa “pacífico”. Su origen de la palabra hebrea “Shalóm” que quiere decir “paz”. También el profeta Natán le llamó “Jedidías”, que es “amado por Jehová” (2 Samuel 12:25).

Procedencia y Origen Familiar: Salomón fue hijo de David con Betsabé (2 Samuel 12:24), viniendo a ser el segundo hijo de este matrimonio, sin embargo su hermano mayor no siguió con vida por mandato de Dios. Nació en Jerusalén (2 Samuel 5:14) a principios del reinado de su padre, el rey David. Salomón tenía varios hermanos y hermanas, por la línea sanguínea paterna, que eran mayores que él, aspirantes a la Dinastía Davídica. Sin embargo, desde pequeño fue preparado para ser sucesor del trono de su padre en Israel.

Vida y obra de Salomón: La Biblia relata que la concepción de Salomón fue posterior a un castigo que Dios dio a sus padres. Cuando David y Betsabé pecaron cayendo en adulterio, la madre de Salomón quedó embarazada, pero Dios no permitió que el niño nacido siguiera viviendo, para castigar a David y a Betsabé por su pecado. Después de la muerte del niño, David se unió a su mujer, y concibieron a Salomón, quien fue muy amado por el Señor, por eso Natán el profeta, señaló que le pusieran por nombre Jedidías (2 Samuel 12)

La historia de Salomón se narra en 1  Reyes 1 al 11, y en 2 Crónicas 1 al 9. Sucedió a su padre, David, en el trono de Israel hacia el año 970 a. C..  Su padre lo eligió como sucesor a instancias de Betsabé y Natán, aunque tenía hijos de más edad con otras mujeres. Fue elevado al trono antes de la muerte de David, ya que su medio hermano Adonías se había proclamado rey y tenía muchos aliados tal cual como Salomón, sin embargo Betsabé y Natán, le recordaron a David la promesa respecto de su sucesor y el rey David dio instrucciones para la ascensión de Salomón sellándolo con un juramento (1 Reyes 1:28 al 53).

Salomón muy pronto asombró a otros con su talento para la composición de canciones y para la historia natural. Compuso 1.005 canciones y acuño 3.000 proverbios (parte de los cuales fueron recopilados en el libro bíblico de Proverbios). Salomón llego a ser rey de Israel y recibió de Dios el don muy especial de sabiduría extraordinaria, dice en 1 Reyes 4:29-30, que sus conocimientos eran tan vastos como la arena a la orilla del mar, sobrepasó en sabiduría a todos los sabios de Oriente y de Egipto, en efecto, se le consideró el hombre más sabio del mundo; y reyes y reinas viajaron cientos de kilómetros para conocerlo. Partieron deslumbrados por el conocimiento y sabiduría del rey de Israel y por la prosperidad de su nación.

Salomón tuvo dos encuentros con Dios, el primero fue en Gabaón, allí en sueño cuando recientemente había sido ungido como rey de Israel, oró a Dios muy humildemente, reconociéndose inexperto para gobernar y que no podía hacerlo sin Dios, olvidó pedir victorias sobre el enemigo y prosperidad para su reino. Dios se sintió muy agradado porque Salomón pidió sabiduría para gobernar y en eso enfocó su oración, ¡qué gran lección nos da esta actitud de Salomón ante el desafío que iba a enfrentar! Dios no sólo le concedió lo que le pidió, sino que además le prometió muchas riquezas y esplendor en su vida como nadie lo ha tenido (1 Reyes 3:1 al 15).

La segunda vez, Dios se le apareció, después que había culminado la construcción del templo y el palacio real. En ese momento Dios le dice a Salomón que su súplica había sido escuchada (ver 1 Reyes 8:22 al 61) y  se concreta la consagración del templo y Dios promete de que su presencia en el templo será por siempre.

En ambos encuentros, Salomón también es advertido de la desviación de su corazón a otros dioses y de los mandamientos de Dios.

Aun cuando Salomón buscaba agradar a Dios, terminó haciendo muchas alianzas con países extranjeros y casándose con princesas, de las cuales tuvo 700 como esposas, y a la vez tomó concubinas de las cuales fueron 300. Dice la Biblia que todas sus mujeres hicieron que se pervirtiera su corazón y Salomón llegó a anciano siguiendo a otros dioses, y no siempre fue fiel a Dios, como lo fue su padre David. Finalmente Dios se enojó con Salomón por no haber obedecido sus mandatos cuando se le apareció y por eso le dice que le quitaría el reino, para dárselo a uno de sus siervos, pero Dios le dijo que tendría consideración por la fidelidad de su padre David (1 Reyes 11:1 al 13).

Los días de Salomón fueron gloriosos sólo porque Jehová cumplió su palabra, aun cuando veía que poco a poco se desviaba el corazón de rey, de igual forma Salomón tuvo un reinado próspero, con muchos reyes que eran sus súbditos, fueron tiempos de paz y de alegría en la nación de Israel.

Construyó el Templo, que tanto deseaba David para adorar a Dios. Empezó y culminó esta obra esplendorosa dedicándola a Dios. También construyó el palacio real con mucha majestuosidad (1 Reyes 6 y 7).

Se le adjudica la autoría de los Libros bíblicos: Proverbios, Eclesiastés y Cantar de los Cantares.

Salomón gobernó por 40 años sobre Israel, fallece ya siendo un anciano. Fue sepultado en la ciudad de David, su padre, y su hijo Roboán lo sucedió.

Por Área Temas Bíblicos