Search
Close this search box.

¡Cuan Hermoso son los pies de los que anuncian la paz, de los que anuncian buenas nuevas!

Un día bendecido tuvo la IMPCH Salamanca, administrada por el Pastor Pío Araya, ya que recibieron la visita de una delegación de hermanos de la IMPCH Villa España, junto a su Pastor Hugo Vega, en una confraternidad donde ambas iglesias fueron un solo cuerpo, una misma alabanza y donde la presencia del Espíritu Santo se hizo manifiesta.

La jornada partió con una evangelización por las calles de la localidad, donde nuestros hermanos predicaron la poderosa palabra del Señor a entendimiento de toda criatura. Las personas, con mucho respeto y con mucha necesidad, oían las gratas nuevas de Salvación y los cánticos de alabanza a Dios que entonaban con gozo nuestros hermanos.

Luego de la evangelización se realizó un Servicio de carácter Espiritual donde se entonaron Alabanzas a Dios y donde el mensaje del Señor estuvo presente.  El encargado de exhortar la Palabra de Dios fue nuestro hermano Emiliano Valenzuela, y se ubicaba en Jonás 2: 3 – 5. Jonás, luego de desobedecer el mandato de Dios, tuvo que pasar penurias, entre ellas la de ser tragado por un pez. Pero ahí vemos la grandeza de Dios pues, aun teniendo en cuenta la desobediencia de Jonás,  nunca lo desamparó, aun dentro del pez.

Gracias a Dios fue un hermoso día de alabanza y el Espíritu Santo se manifestó en el corazón de cada uno de los asistentes.

Redacción: Hno Diego Gárate Comunicaciones IMPCH

Fotografías: Hno Rodrigo Tapia

Compartir: